★ Crêpes: una merienda a la francesa ★

El pequeño, siete meses y conocido en casa como Pablo Pableeeeteeeeeeeeeee, me ha salido tragaldabas y comilón. Come bien, sí. Lo sé porque le pone ojitos a los potitos y besuquea la cuchara como si se tratara de su primera novieta.

Pero no se crean que come de todo, ojo. El crío ha salido de buen diente  sí, pero un pelín tiquismiquis y bastante finolis, oigan.

El muy puñetero paladea con regusto infinito un puré de espinacas y puerros con agua sosa de cocción o una sopa de alcachofas desaborías pero te escupe con mala leche y descarada puntería la papilla de leche y cereales de chocolate.  CHOCOLATE. Puag caca, esto te lo comes tú, me dice. Y lo pruebo, sí sí. Lleva chocolate, pienso, esto no puede estar malo. Y no lo está, no. Mucho mejor que las espinacas esmirriadas, que también he probado, la verdad.

Insisto, porque es muy de madre ser pesada. Pero aquello no va con él. Sabe lo que quiere. Con siete meses… hay que fastidiarse. Su plan de ataque no falla. Primero pucheros, luego lloros, después berrea a todo pulmón. Y así hasta que te pone de los nervios y consigue sacarte de quicio y la teta del escote. Porque la teta de mamá está más rica que cualquier papilla, aunque no lleve chocolate.

Y ahora, una receta muy francesa para la merienda.

crepes 1

★ LA RECETA ★

(para 12 crêpes)

250 gr de harina
1/2 litro de leche
3 huevos
1 cuchara de aceite
1 pizca de sal
1 o 2 cucharas de agua

Ponemos la harina en un bol e incorporamos los huevos.

Añadimos el aceite, la sal y un poco de leche.  Vamos mezclando e incorporando poco a poco la leche hasta que la masa nos quede ligera.  En este paso podemos enriquecer la masa con aroma de vainilla, naranja o lo que nos guste.

Añadimos las cucharadas de agua. Para quitarle todos los grumos, pasamos la masa por la batidora y después por el chino.

Dejamos reposar durante una hora cubierta de un trapo limpio.

Vertemos un cazo de la masa en una sartén muy caliente y hacemos tres minutos de cada lado.

Servimos con caramelo, Nocilla o mermelada.

crepes Collage

crepes 2

Anuncios

★ Tartaletas de manzana ★

No sé si seran los rulos, que me aprietan las entendederas, pero últimamente me pasa que me oigo dos veces. Mi eco me persigue por todas partes y a todas horas. Y así, lo mismo me pilla preparando unas lentejas, que canturreando “esa chica es míaaaa, casi casi míaaaaa y está loca por miiiiiii” o vociferando palabrotas y malas leches al volante.

Luego miro por el retrovisor (por esas cosas de la seguridad vial) y pillo al mayor muerto de risa y repitiendo cual loro poseído la retaila de mis injurias.

Mi eco se llama Kako y está aprendiendo a hablar. En arameo.

Y ahora, la receta.

Tartaleta de manzana 1

tartaleta manzana 2

tartaleta manzana 3

★ LA RECETA ★

Para la masa quebrada:

175 g de harina
75 g de mantequilla
1 huevo
50 g de azúcar
1 cucharadita de sal

Para la crema pastelera:

250 ml de leche
1 rama de vainilla
50 g de azúcar
3 yemas de huevo
20 gr de maizena o harina de trigo

Para terminar la tarta de manzana:

2 manzanas reineta o golden
1 huevo
Azúcar

Empezamos por la masa quebrada. Ponemos en un bol la harina tamizada, la mantequilla fría y cortada en dados pequeños, el huevo, el azúcar y la sal y amasamos. Cuando la masa nos quede como unas migas, la juntamos formando una bola y metemos en la nevera envuelta en un film durante 1 hora.

Hacemos la crema pastelera y reservamos.

Sacamos la masa de la nevera y la estiramos. Al tratarse de una masa quebrada lo normal es que se rompa con facilidad al usar el rodillo. Para mi ha sido mucho más fácil extenderla con los dedos en las bases de los moldes. Pinchamos con un tenedor ligeramente la base.

Repartimos de forma uniforme la crema pastelera.

Colocamos la manzana de forma encabalgada cortada en medias rodajas, pelada y descorazonada.

Por último pintamos ligeramente con un huevo y añadimos azúcar en grano por encima.

Horneamos 180 ºC con el horno precalentado durante 25 minutos.

(receta inspirada de ésta)